08
oct
| Publicado en: Fiscal General

En caso de extinción de un condominio sobre la vivienda habitual a partir del 1 de enero de 2013, si una de las partes obtiene el 100% de la vivienda, tendrá derecho a aplicarse el 100% de la deducción por adquisición siempre que ambos comuneros hubieran aplicado en un ejercicio anterior a 2013 dicha deducción en el porcentaje correspondiente a su participación en el condominio.

La deducción a practicar por la parte recientemente adquirida, hasta completar el 100% del pleno dominio del inmueble, tendrá como límite el importe que habría tenido derecho a deducirse el comunero que deja de ser titular del inmueble, si dicha extinción no hubiera tenido lugar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *