17
jun
| Publicado en: Fiscal General

El consultante es accionista de una entidad residente en EE. UU. Esta entidad no está obligada a llevar contabilidad y no tiene balance, además de un capital social a cero y pérdidas en los últimos tres años. Se cuestiona entonces de la manera en la que determinar el valor de las participaciones a la hora de declarar las mismas.

La DGT establece que, en aplicación de la ley, el consultante estará en la obligación de presentar declaración informativa por los valores de la empresa estadounidense. En cuanto a la valoración, el carecer de capital y no existir un balance, no hace imposible su cuantificación, puesto que es posible la elaboración de un balance que permita determinar el valor de las participaciones. Así las cosas, en la declaración de titularidad de bienes en el extranjero será necesario la confección de dicho balance.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *