26
sep
| Publicado en: Fiscal General

En el TJUE se plantea un caso en el que, en la continuación del procedimiento administrativo, la Inspección concluyó que las transacciones comerciales entre la sociedad y dos de sus proveedores eran ficticias. La sociedad impugnó el acta y solicitó tener acceso a todo el expediente administrativo, pero el acceso le fue denegado.

El TJUE concluye que se debe dar la posibilidad, si así lo solicita, de tener acceso a la información y los documentos incluidos en el expediente administrativo que la autoridad haya tomado en consideración para adoptar su resolución. Además, el TJUE concluye que el régimen común del IVA se opone a que, en situaciones de meras sospechas, la Administración tributaria competente deniegue el derecho cuando el contribuyente no pueda aportar más que la factura que acredita tal operación.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *